Mas Consulting es Menos


LA MESA DE LA RIA SOLICITARA EN EL PROXIMO PLENO QUE EL AYUNTAMIENTO HAGA PÚBLICOS LOS RESULTADOS DE LOS ESTUDIOS SOBRE LA RETIRADA DE LOS FOSFOYESOS ADJUDICADOS A LA CONSULTORA MAS CONSULTING.

Solicitará el resultado del Plan Director para la retirada de los fosfoyesos contratado a la empresa adjudicataria MAS Consulting, así como los pagos abonados a dicha empresa.

Estos estudios debían estar finalizados en febrero de 2012, según informó el Consistorio.

La Mesa de la Ría considera estos estudios claves pues las marismas han sido usadas durante décadas por la empresa FERTIBERIA perteneciente al Grupo Villar Mir, como zona de depósito de un subproducto industrial fraudulentamente pues los últimos estudios oficiales demuestran que dichos vertidos han resultado ser de un residuo industrial peligroso, radioactivo y cancerígeno.

En la campaña electoral el partido popular se expresó con rotundidad en cuanto al destino de las balsas de fosfoyesos “¡que se lleven los fosfoyesos!”. “Los fosfoyesos no se deben enterrar o tapar “

Con el objeto de elaborar un plan para recuperar las marismas, el  Ayuntamiento de Huelva anuncio en septiembre de 2011 un plan Director propio, paralelo al de la Junta de Andalucía, para la retirada de los fosfoyesos de la ribera del río Tinto.

Este plan director se presentaba como una herramienta “imprescindible” para planificar las actuaciones de recuperación de las más de mil hectáreas contaminadas por Fertiberia en el dominio público de las Marismas del Titán, El Pinar, El Rincón y Mendaña.

Tras un procedimiento negociado en el que el Consistorio invitó a cuatro empresas, la adjudicación se hizo efectiva a una asesoría internacional, MAS Consulting España con un presupuesto de asistencia técnica de 60.000 euros más IVA, según anunció el 24 de octubre de 2011, el teniente alcalde de Desarrollo Urbano, D. Francisco Moro, en una comparecencia conjunta con su homólogo en Fomento y Obra Pública, D. Enrique Pérez Viguera.

En dicha comparecencia, los populares mantenían su objetivo de partida –como defendió el alcalde en la campaña municipal- de “retirar los fosfoyesos de la ciudad de Huelva y no taparlos, como propone la Junta. Nuestro reto –insistía el Sr. Moro- es no conformarnos con el sellado, apostando por la retirada de los residuos y su traslado a depósitos adecuados autorizados“. Para ello, la empresa contratada elaborará un plan director esbozando “el modelo de recuperación más adecuado para poner al servicio de los onubenses las marismas del Titán, el Pinar, El Rincón y Mendaña“.

Estas declaraciones se sumaban a declaraciones de la Sra. Fátima Bañez, pieza clave del gobierno de Rajoy, quien declaró tres días antes de las elecciones nacionales del 20-N que “El plan para los fosfoyesos se mantiene: retirarlos de la marisma.”

 

EL AYUNTAMIENTO DEBE DESMARCARSE DE OTRAS ADMINISTRACIONES QUE NO ACTUAN.

Las marismas de Mendaña, El Rincón y El Pinar, han sido usadas durante décadas por la empresa FERTIBERIA perteneciente al Grupo Villar Mir, como zona de depósito de un subproducto industrial. Los últimos estudios oficiales demuestran que dichos vertidos han resultado ser de un residuo industrial peligroso, radioactivo y cancerígeno.

Los estudios del Ministerio de Medioambiente han sacado a la luz la existencia en las balsas fosfoyesos de nuevos residuos altamente tóxicos peligrosos y radiactivos, como los denominados fosfoyesos negros que vienen a sumarse a los vertidos radiactivos  de Cesio-137, a los ácidos arsenicales…así como los residuos allí vertidos de dudosa legalidad por este Ayuntamiento y la Diputación.

Una vez paralizados los vertidos tras largos procesos judiciales, las administraciones responsables no se posicionan. El Consejo de Seguridad Nuclear no se pronuncia, espera propuesta de la Junta de Andalucía acerca de los fosfoyesos negros, la Junta espera respuesta del Ministerio, y este último, también, calla.

El proyecto de descontaminación de las aguas de fosfoyesos espera el sueño de los justos y ninguna Administración exige su cumplimiento.

La empresa responsable Fertiberia permanece cómoda y en silencio, mientras su propietario D. Juan Miguel Villar Mir, sólo 31 días después de que la Justicia Española le obligara a paralizar los vertidos, es nombrado Marqués por la Casa Real según Real Decreto 137/2011 y sólo unos días antes de las elecciones generales, el Consejo de Ministros del Gobierno del Sr. Zapatero, en su reunión del día 16 de diciembre de 2011, le concede la Gran Cruz de la Orden de Isabel la Católica, según Real Decreto 1806/2011.

Los sucesivos premios al promotor de un pelotazo industrial privado y también subvencionado con dinero público en esas mismas fechas, combinado con actuaciones presuntamente delictivas de una empresa que ha campado a sus anchas en Huelva, ha producido un problema ambiental que heredarán nuestros hijos y que lastrará el futuro económico de esta ciudad. Este problema se advierte de difícil solución pues las administraciones parecen estar de parte del modelo del pelotazo industrial contaminante, por eso el Ayuntamiento debe desmarcarse de ellas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s